Si hay fraude, soltarán al “Tigre”: AMLO

181

 10 DE MARZO

 SUCESION PRESIDENCIAL

Aplausos a Meade; AMLO llena auditorio

José Antonio Meade, candidato presidencial del PRI-PVEM-Panal; y Ricardo Anaya, aspirante de Por México al Frente (PAN-PRD-Movimiento Ciudadano), fueron los más aplaudidos durante su participación en la 81 Convención Bancaria y de Valores. Por su parte, Andrés Manuel López Obrador, de Morena-Partido del Trabajo y Encuentro Social, logró tener una mayor audiencia que sus adversarios. José Antonio Meade al plantear sus propuestas dijo que es necesario “cortarle el cordón umbilical al Ejecutivo del Ministerio Público, y necesitamos a un Presiente que esté dispuesto a reconocer, de entrada, que se va a sujetar a su arbitrio como sucede en otros gobiernos. El candidato de Por México al Frente Ricardo Anaya se centró en defenderse de lo que considera un ataque del gobierno federal para bajarlo de la contienda electoral. “Hoy soy yo, mañana cualquiera de ustedes. Resulta que la PGR se ha convertido en una suerte como de casa de campaña alterna del PRI”, sentenció. Reiteró que le estorba al sistema y a los funcionarios corruptos, por lo que lo quieren sacar de la contienda. Para AMLO el crecimiento económico pasa por desterrar la corrupción en el gobierno. Dijo que serían mínimas las reformas constitucionales, entre ellas, la del artículo 108 para llevar a juicio al Presidente de la República por traición a la patria o corrupción. Aseguró que de perder se iría a su rancho en Palenque, Chiapas. (Heraldo Nota)

JUNTOS HAREMOS HISTORIA

Soltará fraude al ‘tigre’

El candidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, advirtió ayer que en caso de fraude electoral en los comicios del 1 de julio, se soltará el “tigre”.  Durante su participación en la Convención Bancaria, aclaró que no será él quien lo amarre o encabece, ya que se irá a su rancho de Palenque, Chiapas (La Chingada) si pierde la elección.  “Yo tengo dos caminos, ya lo he expresado, Palacio Nacional o Palenque, Chiapas. Entonces, me quiero ir a Palenque, Chiapas, tranquilo, si las elecciones son limpias, son libres me voy a Palenque, Chiapas, tranquilo.  ”También si se atreven a hacer un fraude electoral, yo me voy también a Palenque y a ver quién va a amarrar al tigre, el que suelte el tigre que lo amarre, ya no voy a estar yo deteniendo a la gente luego de un fraude electoral. Así de claro”, dijo. (Reforma Nota)

López Obrador pide confianza a la gran banca mexicana

“No vamos a afectar a la banca en nada”, aseguró ayer el candidato izquierdista a la presidencia de México Andrés Manuel López Obrador durante la convención anual de la banca mexicana. “Tengan confianza”, pidió el aspirante, en un nuevo intento por convencer a la flor y nata del poder económico de que su potencial llegada a la jefatura del Estado y del Gobierno no supondría una amenaza para sus intereses. Trasladar al Poder Judicial las acciones de combate a la corrupción y conformar una nueva Suprema Corte de Justicia en los tres primeros años del próximo gobierno, planteó el  tabasqueño. (País Nota)

Aplausómetro

Tras enfrentar a un público con el que no conectó muy bien, Andrés Manuel López Obrador salió pitando de la convención bancaria de Acapulco, a diferencia del ganador en el aplausómetro, José Antonio Meade -quien, como ex titular de la SHCP, estaba en su elemento-, y de Ricardo Anaya, que repitió su presentación sobre el avance tecnológico y recibió una buena cuota de aplausos.  Ambos se tomaron su tiempo para salir hacia el aeropuerto y, vaya casualidad, tomaron el mismo vuelo comercial a la CDMX. En el avión, Anaya caminó hacia la fila en donde estaba Meade para saludarlo y el ex titular de Hacienda se paró para extenderle la mano. Quienes vieron el breve encuentro cuentan que hubo puras palabras amables a pesar del pleito público que han sostenido las últimas semanas en un tono que, a ratos, ha sido bastante ríspido. Queda claro que lo cortés no quita lo vehemente… ¿o cómo era? (Reforma columna Templo Mayor)

Registro

Que a propósito de Andrés Manuel, siempre sí acudirá personalmente a registrarse ante el INE como candidato presidencial. El líder de Morena estaba convencido de que no era necesario presentarse y ya había dado instrucciones para que fuera un tercero a cumplir con el protocolo, mientras él continuaba con sus reuniones con empresarios de todo el país, pero ya lo pensó mejor y será el 16 de marzo a la una de la tarde cuando haga acto de presencia para su tercera postulación a la Presidencia. (Milenio columna Trascendió)

Gel priista

Aun así no incurrirá en calumnia quien diga que López Obrador está dispuesto a hacer alianza con el mismísimo demonio con tal de ganar la Presidencia. Lo ha demostrado al recibir a su lado a gente como Alberto Anaya, Elba Esther Gordillo y Napoleón Gómez Urrutia, y otra gentualla no muy recomendable. Por eso se antoja creíble la afirmación de Ricardo Anaya en el sentido de que AMLO ha entrado en acuerdo con el PRI, y ha ofrecido amnistía -o sea impunidad- al régimen actual a cambio de que se le entregue el voto útil de los priistas y así ganar la elección presidencial. Se combinarían en ese arreglo la ambición de López Obrador y la desesperación del prigobierno, que ve sin posibilidad de triunfo a su candidato. Desde ese punto de vista la única oposición real al gobierno y al PRI sería la del queretano, y el prigobierno vendría a ser un aliado más de López Obrador. Verosímil, en efecto, parece tal versión. No se debe olvidar que AMLO lleva en sí el gen priista, y que pactar con él es para los actuales detentadores del poder más fácil que con el panista, que se ha mostrado tan beligerante y tan dispuesto a perseguir las corrupciones del régimen, en tanto que el candidato de Morena ha ofrecido amor y paz, extendiendo perdones, amnistías y reconciliaciones a diestra y siniestra. Para admitir o desechar este rumor tengamos muy en cuenta el origen político de López Obrador y el temor de quienes forman el régimen actual de tener que enfrentar alguna vez la consecuencia de sus actos. (Reforma columna De Política y Cosas Peores)

La nomenklatura de López Obrador

Morena no es el partido de un solo hombre. Su carismático líder, Andrés Manuel López Obrador, también comparte el poder con su familia. José Ramón, Andrés Manuel y Gonzalo Alfonso López Beltrán, los tres hijos de su primer matrimonio, se han convertido en perfiles clave dentro de la tercera campaña del candidato presidencial de izquierdas, que lidera todos los sondeos rumbo al 1 de julio. Algunos grupos dentro del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) llaman La nomenklatura a los herederos de López Obrador, pues tienen tareas específicas pero poco claras dentro de una organización muy vertical. Los adversarios de Morena aprovechan el hermetismo de la campaña para especular sobre la influencia que tienen los López Beltrán en el círculo cercano a su padre. “Tienen un bajo  perfil, pero un papel muy importante”, afirma Juan Zepeda, excandidato del PRD al Gobierno del Estado de México. “Deciden candidaturas, mandan invitaciones a través de terceros para incorporar a gente e integrarlos a las encuestas, los llamados coordinadores que son los futuros candidatos”. (País Nota)

Fox se presenta como “historiador”

De vuelta al debate político —en año de elecciones presidenciales—, el ex mandatario Vicente Fox acaba de sacar de la imprenta un nuevo libro: Sigamos adelante. Pero la nueva obra tiene una singularidad: el guanajuatense se presenta, en la contraportada, como quien ofrece su singular punto de vista como “ex presidente, historiador y admirador de los ideales democráticos de Estados Unidos”. Don Vicente, quien ahora entró a la arena electoral para pelear de nueva cuenta, dos sexenios después, contra Andrés Manuel López Obrador, pronostica que la presidencia de Donald Trump no tiene un buen panorama, porque atropella los derechos humanos, los tratados internacionales y la dignidad humana. (Universal columna Bajo Reserva)