Homicidios dolosos, la penosa marca en el año 5 del sexenio

444

Es de todos sabido que el nivel de violencia que sufren los habitantes de México de manos del crimen organizado o desorganizado, en el que participan narcos, asesinos, pederastas, rateros, robabolsas, carteristas, y un largo etcétera, alcanza niveles impresionantes (porque ya no provocan alarmas oficiales), ¿pero qué tanto nos dicen los números comparativos entre un sexenio y otro?

De acuerdo con cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública, uno de los índices que se ha mantenido estable y con posibilidad de incrementarse es el que corresponde a los homicidios dolosos, aquellos realizados intencionalmente, comparando el quinto año de gobierno del sexenio de Felipe Calderón con el que actualmente dirige Enrique Peña Nieto.
Y, en efecto, es sorprendente leer que entre enero y diciembre de 2011, el régimen de Felipe Calderón reportó 27 mil 213 homicidios dolosos, arrojando una media de 74.4 diarios, lo que de suyo es muchísimo, pues fueron asesinadas 3.1 personas cada hora de cada día de ese año. Un río de sangre.

Pero, no menos impactantes ha sido la cantidad de homicidios dolosos que se han acumulado de enero a marzo de 2017, que son del orden de los 6 mil 511 con 72.3 por día, 3.01 cada hora, que son números similares a los de 2011, pero con la “opción” de dos cifras totales esperadas para fin de año, el de la prospectiva que señala unos 26 mil 398 y el del INEGI que estima 29 mil.

Entonces, en este 2017 el régimen de Peña Nieto tiene la deshonrosa probabilidad de mínimo empatar el número de homicidios dolosos de 2011 o la de superarlo, con lo que rebasaría las estadísticas en la materia en los últimos 50 años.