El fondo del “divide y vencerás”

524

Por Hilda Álvarez

Y como es ese dicho” Divide y vencerás”, tal parece que antes de que comience la carrera por la sucesión en los puestos políticos, se empieza a ver la historia de cada tres o seis años, (depende de la ocasión) unos se van otros se quedan. ¡La repartición de más de tres mil cargos de elección popular ha comenzado!

Lo acontecido este domingo, 3 de septiembre, en el Monumento a la Revolución es una muestra más de cómo los que saben hacer política no tienen que ser protagonistas de la historia, tan solo permanecer como espectadores ante los que pelean por una candidatura.

Legisladores actuales -los que comulgaban con los estatutos del PRD, Víctor Hugo Romo y Beatriz Olivares, así como el representante del Partido Encuentro Social Carlos Candelaria- en primera fila, para refrendar el apoyo al dirigente de Morena, sin dejar de mencionar a la Senadora Dolores Padierna, aunque sin su compañero el Profesor René Bejarano.

Por otro lado, en la reunión del PRD se daban sus mejores argumentos como lo dicho por Alejandra Barrales, su dirigente nacional: “quien no quiera estar en el PRD, que se vaya”… “basta de simulaciones, los que se quieran ir, que se vayan de una vez y que nos dejen seguir trabajando”.

Izquierdas divididas, fragmentadas, sin memoria, olvidando que lo que importa son los principios, la ideología, pero, ante todo, ciudadanía.

En lo que respecta al PAN, tenemos el más puro arte de hacer política y la aplicación del dicho” divide y vencerás”. Personajes del Partido Revolucionario Institucional, brindan apoyo al grupo opositor de Ricardo Anaya (Presidente Nacional del Partido Acción Nacional) para que llegará Ernesto Cordero a la Presidencia de la Senaduría y con ello tener a su favor los votos necesarios para que pase de facto el actual Procurador General de la República, el Doctor Raúl Cervantes Andrade, como el Primer Fiscal General.

Se observa que los Senadores del PAN quienes ya abiertamente se encuentran en franca división, tanto en su interior como al exterior, argumentan que no será así, que el apoyo que le brindó el PRI no es moneda de cambio para apoyar dicha transición.

Esto apenas comienza, solo no hay que dejar de un lado que entre más divisiones y descalificaciones, los únicos que perdemos somos los ciudadanos “de a pie”, los que sufrimos la realidad, las malas acciones de los políticos hechos funcionarios, la mayoría de ellos mal preparados para los encargos públicos.

“El divide y vencerás” siempre funcionará para los que no quieren dejar de disfrutar de los recursos públicos, ni las mieles del poder.